Proyectos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Programa de capacitación laboral y empresarial para residentes en ARUBA

El proyecto para la fundación DRECCA apunta a fomentar acciones de integración de la población con distinta problemática personales o sociales a espacios de capacitación para el trabajo, actualmente un alto porcentaje de la población de Colombianos en Aruba no ha logrado o no tuvieron la oportunidad de incorporarse a capacitación laboral o han desertado de la misma o son excluidos esta situación hace mas difícil la estancia de los colombianos en el exterior y en especial en ARUBA y pueden desencadenar una problemática social, la cual abarca diversos tópicos.

Consideramos que son una buena opción posible para desarrollar capacidades específicas en un tiempo relativamente corto de capacitación, y que además puede incrementar las posibilidades de inserción laboral.

Dar una respuesta inmediata al problema de Capacitación laboral, mediante la creación de programas de capacitación y el desarrollo productivo y tecnológico. Dirigido a las comunidades residentes en ARUBA.

 

Este proyecto enfoca en el desarrollo de oportunidades para los  COLOMBIANOS  y personas desempleadas que  tienen la posibilidad de trabajar y que viven en ARUBA,  La meta del proyecto es de establecer un centro de capacitación en diferentes oficios, los residentes seguirán un curso que les ayudara a ganarse la vida de una manera sostenible en el futuro.


 

 

 

2011 Año Internacional de los Afrodescendientes, TIEMPO DE JUSTICIA


Los juegos populares son parte de la cultura de todos los pueblos, en algunos casos reflejan las necesidades, las vivencias e incluso ayudan a educar a las nuevas generaciones. Actualmente muchos de estos juegos se están perdiendo por las opciones comerciales que aparecen día con día.

 

Dentro del vasto campo lúdico se encuentran los juegos tradicionales, aquellos juegos que desde mucho tiempo atrás siguen perdurando, pasando de generación en generación, manteniendo su esencia, juegos de transmisión oral, que guardan la producción espiritual de un pueblo. El origen de estos juegos es contemporáneo al de las sociedades. Constituían el bien personal del mago, del chamán, que al utilizarlos con fines religiosos atribuían su primer uso a los dioses. Luego quedaron relegados a juegos de los hombres, luego de las mujeres y finalmente de los niños. Como ejemplo podemos mencionar: la pelota, el trompo, la rayuela, las metras, el papagayo, entre otros.

 

Los juegos tradicionales se pueden encontrar en todas partes del mundo. Si bien habrá algunas diferencias en la forma del juego, en el diseño, en la utilización o en algún otro aspecto, la esencia del mismo permanece. Y es curioso cómo todos estos juegos se repiten en los lugares más remotos aún con la marca característica de cada lugar y cultura.

 

Todos estos juegos responden a necesidades vitales de los niños: movimiento, cooperación, intercambio social, comunicación con los demás (tanto entre niños como con los adultos mayores quienes en muchas oportunidades son los que les transmiten estos juegos) y por sobre todo el placer de jugar. Pero lo más importante es que estos juegos que tanto responden a necesidades de los niños y del hombre en general, no sólo del pasado sino también de la actualidad, puedan seguir teniendo un espacio y un tiempo, rescatando así otros valores intrínsecos a los juegos tradicionales, que de otra manera, corren el riesgo de perderse.